30 versículos de la Biblia para corazones rotos

30 Bible Verses Broken Hearts

Versos sobre la angustia

Versículos de la Biblia escrituras para cuando tu corazón está roto y necesitas sanidad

La angustia puede ocurrir cuando perdemos a un ser querido o perdemos una relación amorosa, lo que ocurre cuando estás profundamente decepcionado o entristecido por algunos circunstancia en la vida . los Biblia tiene muchos versos que pueden curar el con el corazón roto . Aquí los versículos de la Biblia sobre la curación de corazones.

Versículos de la Biblia sobre el desamor

El consuelo del Señor es lo mejor que puedes encontrar en tu vida y no dudes en acercarte a Él si estás desconsolado. Lea estos versículos de la Biblia como punto de partida y luego podrá continuar encontrando su propio camino en las Escrituras.

Versículos de la Biblia para corazones tristes. Podemos estar seguros de que cuando le damos nuestro corazón a Dios , Él lo cuidará mucho. Pero cuando el corazón se rompe por otros medios, Él está ahí para sanarlo y restaurarlo. .

Pasar algún tiempo revisando lo precioso que es su corazón para Dios y cómo se renueva a través de su relación con Él le ayudará en el el camino hacia la recuperación . La angustia puede sentirse permanente, pero Dios nos muestra que hay esperar para que experimentemos la curación si vamos tras Él y derramamos nuestro corazones para él . Versículos de la Biblia para el corazón quebrantado.

Salmo 147: 3
Él sana a los que tienen el corazón roto y venda sus heridas.

1 Pedro 2:24
Él mismo llevó nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; por cuyas heridas fuisteis curados.

Salmo 34: 8
Probad y ved que el SEÑOR es bueno; Bienaventurado el hombre que en él confía.

Salmo 71:20
Tú que me has hecho ver muchas angustias y males, me devolverás la vida y me levantarás de las profundidades de la tierra.

Efesios 6:13
Por tanto, tomen toda la armadura de Dios, para que puedan resistir en el día malo, y habiendo terminado todo, estar firmes.

Lamentaciones 3:22
Por la misericordia del SEÑOR no hemos sido consumidos, porque sus misericordias no han disminuido

Salmo 51
Crea en mí un corazón limpio, oh Dios, y renueva un espíritu recto dentro de mí.

1 Reyes 8:39
Oirás en el cielo, en el lugar de tu morada, y perdonarás y actuarás, y darás a cada uno según sus caminos, cuyo corazón conoces (porque solo tú conoces el corazón de todos los hijos de los hombres). ;

Filipenses 4: 7
Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará sus corazones y sus mentes en Cristo Jesús.

El señor es fuerte

  • Salmo 73:26 Mi carne y mi corazón desfallecen, pero Dios es la fuerza de mi corazón y mi porción para siempre.
  • Isaías 41:10 No temas porque yo estoy con vosotros; no desmayes, porque yo soy tu Dios que lucha, te ayudaré, te sustentaré siempre con la diestra de mi justicia.
  • Mateo 11: 28-30 Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Carguen con Mi yugo y aprendan de Mí, porque Yo soy manso y humilde de corazón, y encontrarán descanso para sus almas. Porque mi yugo es fácil y ligera mi carga.
  • Juan 14:27 La paz os dejo; mi paz os doy. No como el mundo la da, yo os la doy. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.
  • 2 Corinthians 12:9 Pero él me ha dicho: Bástate mi gracia, porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, me gloriaré más alegremente en mis debilidades, para que el poder de Cristo more en mí.

Confía en el Señor de la liberación y la curación

Salmo 55:22 Echa tu carga sobre Jehová, y él te sustentará; no permitirá jamás que el justo sea movido.

Salmo 107: 20 Envió su palabra, los sanó y los libró de su destrucción.

Salmo 147: 3 Él sana a los que tienen el corazón roto y venda sus heridas.

Proverbios 3: 5-6 Confía en el SEÑOR con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propio entendimiento. Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus sendas.

1 Pedro 2:24 Él mismo llevó nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia. Por sus heridas has sido curado.

1 Pedro 4:19 Para que los que sufren según la voluntad de Dios encomienden su alma al fiel Creador y hagan el bien.

Mira hacia adelante y crece

Isaías 43:18 No recuerdes las cosas anteriores, ni recuerdes las cosas anteriores.

Marcos 11:23 De cierto os digo que cualquiera que diga a este monte: Levántate y acuéstate en el mar, y no dude en su corazón, sino que crea que sucederá lo que dice, se cumplirá. para él.

Romanos 5: 1-2 Por tanto, habiendo sido justificados por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo. Por medio de él también hemos obtenido entrada por fe a esta gracia en la que estamos, y nos regocijamos en la esperanza de la gloria de Dios.

Romanos 8:28 Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados.

1 Corinthians 13:07 El amor todo lo soporta, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta.

2 Corinthians 5:6-7 Así que siempre estamos de buen humor. Sabemos que mientras estamos en casa en el cuerpo, estamos ausentes del Señor, porque caminamos por fe, no por vista.

Filipenses 3: 13-14 Hermanos, no considero haber hecho mis propias cosas. Pero una cosa que hago, olvidándome de las cosas que quedan atrás y alcanzando las que están por delante, prosigo hacia la meta para obtener el premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.

Hebreos 11: 1 (KJV) La fe es la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.

Apocalipsis 21: 3-4 Y oí una gran voz del cielo que decía: He aquí, el tabernáculo de Dios está con los hombres. Él hará su morada entre ellos y ellos serán su pueblo, y Dios mismo estará con ellos como su Dios; Él enjugará toda lágrima de sus ojos, y la muerte no será más, ni habrá llanto, ni clamor ni dolor, porque las cosas anteriores pasaron.

¿Puede Jesús curar un corazón roto?

Este es uno de nuestros versículos favoritos porque nos recuerda que no importa qué tan alto sea el monte que tengas que cruzar, Jesús puede ayudarte a subirlo. Él puede llevarte al otro lado.

Jesús nos da fuerza, así que no se enorgullezca de pedirle ayuda. Él puede curar tu corazón roto.

La vida puede ser dura y cruel contigo. De hecho, desde que Adán pecó, el mundo está roto, y no solo tú: el mundo está roto. Así es, ya nada funciona perfectamente. De hecho, nuestro cuerpo no está funcionando bien, y ves cuántas enfermedades extrañas están apareciendo.

A esto se suman otras catástrofes: huracanes, terremotos, incendios forestales, secuestros, guerras, asesinatos. Todos los días tenemos que afrontar un sentimiento de pérdida: que el matrimonio no está funcionando bien o que un ser querido ha fallecido. Debemos luchar día a día contra las derrotas y las decepciones. Pero recuerde, esto ya no es el paraíso. Por eso siempre debemos orar y pedir que Su Voluntad se haga aquí en la tierra como en el cielo.

Seguro que ahora mismo estás decepcionado, derrotado. Entonces, te preguntas como me levanto ¿Cómo puedo superar esto?

Jesús en Mateo 5: 4 bendice a todos los que lloran porque serán consolados.

Parece ilógico que nos diga que el que llora será bendecido. Imagínate, tu mente está llena de conflictos, tienes mala salud, tu pareja te dejó o estás pensando en irte y dicen bienaventurados los que lloran. ¿Cómo podemos ser bendecidos en un mundo roto y defectuoso?

Dios, no esperas ser feliz todo el tiempo. Existe un mito entre los cristianos que sugiere que un creyente, si conoce a Jesús, debe ser feliz todo el tiempo con una gran sonrisa. No, cuando decides seguir a Cristo, significa algo más.

En Eclesiastés 3 nos dice que hay un tiempo para todo lo que hay debajo del cielo. Específicamente en el versículo 4 dice:

Tiempo de llorar y tiempo de reír; un tiempo para llorar y un tiempo para saltar de placer.

La Biblia deja en claro que a veces es apropiado llorar. El duelo, el dolor no es solo para los funerales. En un abrir y cerrar de ojos puedes perderlo todo: tu trabajo, tu salud, tu dinero, tu reputación, tus sueños, todo. Entonces, la respuesta adecuada a cada pérdida que nos ocurre es Enfrentarlo , para no fingir que somos felices.

No te aflijas por nada, si hoy estás triste es por algo. No eres un ser inanimado, fuiste creado a Su imagen y semejanza. Si sientes emociones es porque Dios es un Dios emocional. Dios sufre, es compasivo y no distante.

Recuerde, Jesús lloró cuando murió su amigo Lázaro. Su corazón se conmovió por el dolor de los que lloraban su muerte.

Entonces, en lugar de vivir en la negación, se enfrenta a esa vicisitud. El dolor es una emoción sana, es un regalo de Dios. Es una herramienta que nos permite atravesar las transiciones de la vida. Sin cambio no puedes crecer.

Es como una madre que debe pasar por dolores de parto antes de tener a su bebé. No reprimas ni reprimas el dolor, exprésalo, ya sea a tus amigos o familiares, mejor: confiéselo a ÉL.

Una vez que confiese, comience a sanar. En el Salmo 39: 2, David confiesa: Me callé y no dije nada y mi angustia solo creció . Si no lamenta las pérdidas en la vida, se queda estancado en esa etapa.

Dios consuela y bendice un corazón quebrantado. El llanto no es un signo de debilidad, es un signo de amor. Simplemente por ti mismo no podrás superar el dolor. Jesús no está lejos, está a tu lado. Dios presta atención y nunca te abandonará.

Como entristecido, pero siempre alegre; como pobres, pero enriqueciendo a muchos; como si no tuviera nada, sino que lo poseyera todo (2 Corintios 6:10).

Si no tienes a Jesús en tu vida, entonces no está cerca de ti. En ese momento estás solo. Pero Dios nos acerca a sí mismo, dice en su Palabra. Cuando nos convertimos en sus hijos, Él nos da una familia, que es la iglesia. Esto es para apoyarnos y debemos regocijarnos con ellos. Haz lo que Jesús dice que hagas, primero consuela a los que te rodean, te darás cuenta de que hay personas que sufren tanto o más que tú. No es que intentes minimizar el dolor, ni intentar acelerar el dolor o la aflicción.

En resumen:

Libérate : si alguien te ha hecho daño, perdónalo. Confiesa ese dolor.

Atención : El poder de Dios obra en nosotros. Ayuda a otras víctimas que sufren.

Recibir : Reciba el consuelo de nuestro Señor Jesucristo, quien nos consuela por medio del Espíritu Santo en las tribulaciones.

Nadie elegiría que le rompieran el corazón. El tiempo de restaurar un corazón roto es largo e insoportable. Pero hay alguien con un corazón puro e inmaculado que decidió que se lo rompieran. Entiende lo que es una tentación, una pérdida o una traición. Él enviará al Espíritu Santo, el consolador para guiarte y acompañarte y componer los espacios vacíos y rotos de tu corazón.Versículo de la Biblia para el corazón roto. versículo de la Biblia sobre el corazón roto.

Contenido